Informe nutricional de la palta

La Palta es un fruto de alto valor nutritivo. Contiene todas las vitaminas presentes en el reino vegetal y contribuye a combatir las complicaciones cardiovasculares.

En la Palta encontramos hidratos de carbono, proteínas, grasas, vitaminas A, C, D, B6 y E, minerales, fibra y agua.

Cien gramos de Palta contienen 2, 2 gramos de ácidos grasos saturados, 8,9 gramos de ácidos grasos monoinsaturados y 1,7 gramos de ácidos grasos poliinsaturados. Por consiguiente, debido a su bajo porcentaje de grasas saturadas y alto contenido de ácido oleico, la Palta puede contribuir a combatir enfermedades cardiovasculares y el cáncer.

100 gramos de Palta contienen más del 100 por ciento de las necesidades diarias de vitamina D, 20 por ciento de vitamina E, B6 y C (1), y diez por ciento de vitamina B2 (riboflavina), B3 (niacina), B5 (ácido pantoténico), b8 (biotina) y ácido fólico.

En lo que respecta a minerales, la Palta es un alimento rico en potasio y pobre en sodio, lo cual favorece la disminución de la presión arterial y con ello el riesgo de presentar accidentes vasculares.

La Palta también es fuente de manganeso, micronutriente esencial para el adecuado funcionamiento del cerebro y metabolismo de los carbohidratos, así como de magnesio, que contribuye en el metabolismo de lípidos, prótidos y calcio.

Proporcionado en cantidades significativas en la palta, el cobre es indispensable para el metabolismo del hierro, la síntesis de hemoglobina, el pigmento de la piel y las proteínas orgánicas.